En rueda de prensa posterior a la sesión compareció el delantero Álvaro Vázquez, que como Caicedo no está viviendo su mejor temporada ni jugando todos los minutos que desearía. Ante el Sevilla disputó los últimos minutos y apuesta porque el equipo sigue en la línea del duelo ante los hispalenses y espera con mucha ilusión el duelo ante el Málaga.  El canterano, con solo 25 años, es uno de los jugadores con más experiencia del equipo y opina que es digno de elogio el papel de los canteranos en este club: “El Espanyol no se cansa nunca de subir canteranos y canteranos de nivel. Suben, juegan minutos y lo hacen bien. Estamos muy contentos por la repercusión que están teniendo”. Vázquez se mostró dispuesto a jugar “en la posición que el míster crea oportuna” tras actuar como delantero centro ante el Sevilla.  Por último habló sobre su situación personal en el equipo. Piensa que se tiene que ganar sus oportunidades  e intenta “hacerlo desde el inicio de la temporada. Intento hacerlo lo mejor posible para que el míster me dé la oportunidad. Estoy con muchas ganas, con ganas de que llegue el próximo partido, tener minutos y lograr la victoria.”