El Espanyol disputa en Sevilla lo que podría ser el último billete -definitivo- a Europa. Si, al término del partido ante el Celta de Vigo el miércoles decíamos que el Espanyol se despedía de la posibilidad de jugar a Europa la próxima temporada, después de los resultados dados este fin de semana, podemos decir que este sí, es el último tren que pasa hacia Europa.

No obstante, los de Rubi no lo tendrán fácil ya que visitan un Betis con urgencias y mucha crispación entre la afición verdiblanca por los resultados de las últimas jornadas, así como, las últimas salidas de tono de Quique Setién.

En plena resaca post electoral el Espanyol jugará en el Benito Villamarín, lejos de su estadio. Será la visita número cincuenta y dos de los blanquiazules en la que el balance es claramente favorable al Real Betis; el Espanyol ha ganado en quince visitas, ha empatado en trece y perdido en 23. Pero, como decía antes, estamos en plena resaca post electoral y podemos destacar un importante y desmoralizador dato: el Espanyol no ha ganado nunca cuándo ha jugado lejos de su estadio en fin de semana de Elecciones Generales en España. Sucedió la temporada 1989/90 en Segunda división (perdió), la temporada 1992/93 (perdió), 2007/08 (perdió) y la temporada 2011/12 (empató).

A todo esto, este será el tercer lunes que el Espanyol disputará un partido de liga esta temporada, en los dos anteriores perdió y encajó tres goles en cada uno de ellos -Real Sociedad y SD Eibar-.

Sin duda no será un partido fácil para el Real Betis y mucho menos para el Espanyol. Dirigiendo la contienda estará Del Cerro Grande (Col. Madrileño) el cuál ha dirigido diez partidos del Espanyol lejos del RCDE Stadium y solo ha conseguido dos victorias, dos empates y seis derrotas. Cuatro de estas seis derrotas son una racha vigente.

Recibe las noticias de Voz Perica sobre el RCD Espanyol