La derrota ante el Real Betis Balompié puede costarle algo más que tres puntos al Espanyol, y es que después de que Pau López provocará a la hinchada perica tras el tercer gol del conjunto verdiblanco, desde el gol de Cornellà se entonaron cánticos de “Pau muérete”, algo que puede costar muy caro al club.

El colegiado no ha recogido nada en el acta, pero si que lo podrían haber hecho tanto el delegado arbitral, como el director de partido designado por LaLiga para este encuentro. El Espanyol podría no solo recibir una multa económica si no que también podría recibir un apercibimiento de cierre del estadio.

Pau López provocó a la grada del RCDE Stadium tras el tercer gol bético

Recibe las noticias de Voz Perica sobre el RCD Espanyol

Compartir