El gran clásico se vivía en la Dani Jarque donde se enfrentaban los filiales de Barça y Espanyol, en un choque que comenzó muy igualado entre ambos, pero al cuarto de hora llego el gol perico, lo hizo Campuzano, aprovechando un rechace del portero culé, corría el cuarto de hora de juego.

Los azulgranas dominaron la mayor parte del juego pero sin ocasiones claras de gol, el portero perico, Edu Frías, estuvo inédito, por lo tanto dominio estéril del filial culé. En cambio el Espanyol B tuvo una gran ocasión en las botas de Adrià Pedrosa, al filo del descanso, pero el portero azulgrana la desvío a córner cuando ya se cantaba el segundo en las gradas de la Dani Jarque. De ahí al descanso.

Tras la reanudación el Espanyol B tuvo un par de llegadas con cierto peligro en un centro de Victor y luego en un disparo de Pol Lozano. Pero en el 54 de partido llegaría la expulsión por doble amarilla de Pol Lozano, parecía complicarse el partido para los nuestros. Los nuestros se encerraron en búsqueda de una contra. El Barça B tenía el control del choque.

En el 86 llegó la ocasión más clara de los visitantes, con un remate de cabeza que se fue al palo, poco más peligro llevaron los culés pese a jugar con uno más mucho tiempo de la segunda mitad. El derbi se quedó en casa!.

Recibe las noticias de Voz Perica sobre el RCD Espanyol

Compartir