El Ludogorets llegó ayer a Barcelona para medirse al Espanyol en un nuevo choque europeo, y en el RCDE Stadium los búlgaros estrenarán su tercer entrenador en la presente temporada, algo insólito para un equipo que es líder destacado en la liga de su país.

El primer técnico en ser cesado fue Stoycho Stoev, sus únicas derrotas fueron en la fase de clasificación para la Liga de Campeones y precisamente fueron contra un equipo que después le ha vuelto a tocar en esta fase de grupos, el Ferenváros húngaro. Tras el primer cese llegó al banquillo, Stanislav Genchev, que tan solo acumulo una derrota, precisamente la que le endoso el Espanyol en su visita en Europa League.

Pero Genchev no tenia licencia de UEFA Pro, por lo que expiró su tiempo de interinidad y ha tenido que dejar su puesto a Aleksi Zhelyazkov, que será de esta forma el tercer entrenador de los búlgaros desde que arrancó el curso, su estreno será ante el Espanyol, esperamos que con derrota.