Poco más de 24 horas después de los graves incidentes que se vivieron en los alrededores del RCDE Stadium la jueza de Intrucción número 3 de Cornellá ha impuesto un alejamiento de un kilómetro para cualquier partido que juegue el Athletic Club a los cinco energúmenos que los Mossos detuvieron este pasado sábado.

Además deberán personarse cada quince días en los juzgados. En este sentido cabe destacar que también se identificaron a treinta y seis personas más. Un socio del Espanyol resultó herido y tuvo que ser desplazado al Hospital de Bellvitge.