El arranque liguero del Espanyol no ha sido solo cuestión de suerte, la razón principal ha sido fruto del trabajo y, sobre todo, del trabajo bien hecho. Muestra de ello es ver como Borja Iglesias está entre los jugadores con más disparos a puerta y más efectividad de Europa.

No obstante, el trabajo bien hecho en este inicio de Liga no solo se ha visto en la delantera, también se ha visto en la defensa. Como es el caso de Javi López y de Didac Vilà. El regreso de Dídac al Espanyol desbanco del once a Aarón Martín la temporada pasada y con la llegada de Rubi, el de Mataró está rindiendo a un nivel excepcional.

Tal es así, que el lateral es el quinto defensa de la Liga que más balones recupera (31). Encabezan esta lista Djené (Getafe) y Gabriel Paulista (Valencia) con treinta y cuatro recuperaciones.

Por otro lado, Javi López vive una segunda juventud y el canterano también está en esa lista de defensas que más balones roban de la Liga. De hecho, el de Osuna, es el décimo quinto defensa de la Liga que más balones roba (26) igualado con Bernardo (Girona), Yeray e Iñigo Martínez del Athletic Club, además de Rubén Pérez del Leganés.

El capitán perico durante el partido de esta temporada en Mendizorroza