Los compañeros de RAC1 desvelaban hace unas semanas que José Antonio Reyes había comunicado al club su decisión de marcharse a final de temporada, a día de hoy el acuerdo más cercano sería con un equipo de la Superliga de China.

Temporada fugaz

José Antonio Reyes llegó al Espanyol el pasado mercado de verano como uno de los futbolistas de más renombre, y que ilusionaba a la parroquia espanyolista. No obstante, el bajo estado de forma enturbió su inicio en los primeros partidos.

Con el paso de las semanas, el utrerano consiguió recuperar parte de la forma física necesaria para aguantar tres cuartas partes del partido, y eso, añadido a su calidad, hacían de él un jugador que podía dar buenas prestaciones a Quique Sánchez Flores.

Ha jugado buenos partidos, ha marcado goles, pero el míster madrileño no acaba de confiar en él. Ahora, además, se le añaden las molestias en su rodilla que le han obligado a retirarse de los entrenamientos. Lo que ha llevado a José Antonio Reyes a buscarse una salida.

Destino: China

La Superliga China se está haciendo con grandes talentos con proyección como ha sido el caso de Oscar (Chelsea), pero sobre todo, la liga china se está centrando en fichar a golpe de talonario a los futbolistas con más renombre, aunque ya en el fin de su carrera como jugador profesional.

Reyes parece que será el siguiente en marchar. Los pocos minutos disputados, y la posibilidad de ganar más dinero jugándolo prácticamente todo, han hecho al futbolista andaluz quiera valorar las diferentes posibililidades, aunque todo a punto que ya habría un principio de acuerdo con algún club de la Superliga China.

Roberto y Álvaro Vázquez también saldrán

El club parece que también quiere darle salida este verano a otros dos fichajes del pasado verano. El guardameta Roberto Jiménez no cuenta para Quique Sánchez Flores como primer portero mientras Diego López siga en el Espanyol. 

De la misma manera, Álvaro Vázquez ha ido a caballas de la entrada en la convocatoria o quedarse en casa. Además, los partidos en los que ha podido participar siempre han sido pocos minutos, o lo que es peor, el señalado y cambiado a la media hora de salir.