Han salido muchos nombres como posibles sustitutos de Borja Iglesias en el Espanyol, pero la dirección deportiva tiene una prioridad y trabaja en ella desde hace mucho tiempo, se trata de Mariano Díaz, el delantero del Real Madrid que no cuenta para Zinedine Zidane, de hecho se ha quedado fuera de la convocatoria para el debut liguero de los blancos esta tarde en Balaídos pese a que el técnico francés se ha llevado hasta Galicia a 22 futbolistas, lo que deja bien a las claras que no cuenta con el delantero.

Su llegada al Espanyol no será una operación ni mucho menos sencilla, de hecho en la dirección perica están tratando este asunto con absoluto hermetismo, dada la tremenda volatilidad del mercado de fichajes. Desde mediados del mes de julio en los despachos del RCDE Stadium trabajan la opción de Mariano Díaz, desde que se tiene claro que Borja Iglesias no seguirá en el club, después de rechazar la oferta de mejora de contrato que el Espanyol le puso sobre la mesa.

La opción que se baraja para que Mariano Díaz se vista de blanquiazul es una cesión, que podría llevar una opción de compra obligatoria para el Espanyol. El Real Madrid es reacio a esta operación, ya que quiere ingresar dinero ya este verano por el delantero, con el que no se cuenta en la casa blanca.

Evidentemente la dirección deportiva del club trabaja en otras opciones porque como ya hemos contado antes la operación de Mariano Díaz no es ni mucho menos sencilla, los nombres de Zaza, Stuani y Calleri están sobre la mesa y no es descartable que acabe cristalizando alguno de ellos, pero Mariano Díaz es el objetivo número uno y la dirección deportiva está volcada en lograr vestirlo de blanquiazul. d