En los despachos del RCDE Stadium lo tienen muy claro, no existe ninguna necesidad económica de vender y por lo tanto exigirán el pago de la cláusula de sus mejores activos de la plantilla y Mario Hermoso será el que marcará el cambio de política marcada desde la dirección del club. Se acabó la época de traspasar por debajo de la cláusula de rescisión.

El central madrileño tiene un acuerdo cerrado con el Atlético de Madrid, donde dará un importante salto deportivo y a la vez económico, de hecho hace unos días rechazó una oferta de renovación del club perico, que no igualaba la del conjunto madrileño pero si demostraba que se quería seguir contando con sus servicios. Cabe recordar que Hermoso acaba contrato la próxima temporada con el Espanyol.

El Espanyol quiere mandar un claro mensaje al mercado y coger fuerza a la hora de futuras salidas. La economía del club ha dado un importante vuelco en los últimos tiempos y en la actualidad no existe ninguna premura por desprenderse de nuestros mejores jugadores. En las oficinas del club están dispuestos a correr el riesgo de perder una venta millonaria con tal de quitarse el cartel de club vendedor a precio de “outlet”.