23 de marzo de 1997. Día clave en la historia del Espanyol pero, nadie lo sabía en ese momento. Es la fecha del debut en Primera División con los pericos de su máximo estandarte, el futbolista con más partidos y más goles con la blanquiazul: Raúl Tamudo.

El momento

Fue en el Rico Pérez de Alicante, en un Hércules-Espanyol. Era el segundo partido de Paco Flores como entrenador y los suyos se jugaban la permanencia. En el minuto 57, 1-0 para los locales, llega el cambio y la entrada de Tamudo. Como recuerda la estrella espanyolista hoy, su vida cambió hace 20 años. Recuerda que calentaba cuando lo llamaron para salir y no se lo creía, era un manojo de nervios.

Su entrenador

Tenía solo 19 años y su míster confiaba en él, quizás más que el propio delantero. Buscaba lo que le faltaba a sus hombres, velocidad arriba y ocasiones. Algo que Tamudo daría al club durante muchos años. Dice Flores que daba la calidad e ilusión que necesitaba el RCDE. Que su mérito fue sacarlo pero ser un crack es cosa del jugador.

PACO FLORES CONFIÓ EN UN TAMUDO DE 19 AÑOS ANTE EL HÉRCULES EN UN DUELO POR LA PERMANENCIA. EN EL 89 MARCÓ EL UNO A DOS DE VASELINA A PASE DE LARDÍN PESE A LOS NERVIOS QUE RECUERDA TENER

La convocatoria

También recordamos el día anterior cuando Josep Manel Casanova, responsable durante 20 años de la cantera perica, llamó al hogar de los Tamudo Montero para avisar de la convocatoria del pequeño atacante. La alegría fue enorme.

Casanova, 20 años después, ve normal esa llamada pues tanto él como Flores creían en Raúl. De hecho, Josep Manel lo persiguió durante un año, en infantiles, para fichar por el club. Recuerda un debut redondo en Primera.

El gol

En el partido, el portero rival, Miguel Marí le ganó un mano a mano que hizo pensar a Tamudo que su estancia en Primera sería corta. Tras el empate de Cembranos, en el 89 el joven perico con el dorsal 29 recibió de Lardín e hizo una vaselina al portero. La primera de tantas. Tamudo confiesa que no sabe cómo le hubiera ido de no marcar.