Rubi ha comparecido este viernes en rueda de prensa, donde ha valorado ampliamente el partido del próximo domingo en el RCDE Stadium, en lo que será su vuelta a la que fue su casa la pasada temporada, no se aventura que el míster de Vilassar tenga un buen recibimiento por parte de la grada perica, por su forma de salir del Espanyol el pasado verano.

El técnico verdiblanco ha reconocido que el del domingo “es un partido marcado” y aunque tratará de llevarse los tres puntos pero cuando acabe el partido “le deseo lo mejor a todos los pericos“, ha señalado Rubi en sala de prensa.

“Estamos en este negocio del fútbol y estamos expuestos a la opinión pública. Expliqué en un comunicado los motivos de mi marcha. No vine al Betis por cuestión económica, sino por un proyecto muy ambicioso”, ha insistido Rubi.