El calendario vuelve a ponerse exigente para el Espanyol. El conjunto catalán no tiene tiempo de digerir el punto conseguido en Sevilla porque afronta una semana con un doble compromiso: este jueves vuelve la Europa League y el domingo espera el Valladolid.

Pedrosa reconoce que el equipo “está trabajando para hacerlo bien. Lo estamos intentando y los resultados están llegando. Que los rivales también puntúen es trabajo suyo, pero hemos de centrarnos en nosotros. Los resultados están siendo cortos, pero la imagen del equipo ha cambiado”

Apunta que hay mucha competencia en el equipo y argumenta que, para él, este ha de ser “un año de aprendizaje” y que la salvación pasa por “luchar en todos los partidos e ir sumando puntos. Si es poco a poco, mejor que no sumar nada”.

Añade que este jueves vuelve la competición europea, algo que “a mí no me molesta. Es con lo que soñaba desde pequeño. Ojalá pudiera jugar el jueves, el domingo… Es el premio de haber hecho una muy buena temporada el año pasado. Jugamos contra un gran equipo inglés. Tenemos ganas de pasar la eliminatoria sabiendo que el domingo tenemos otro partido importante” y concluye que sólo tienen en mente “el partido de este jueves, que es el más cercano”.