El vicepresidente del Espanyol, Carlos García Pont, ha aprovechado la rueda de prensa de presentación de Adrián Embarba para mandar un claro mensaje institucional y de defensa de la apuesta de presente y futuro de Chen Yansheng.

El máximo mandatario blanquiazul dejo claro durante su estancia el pasado diciembre en Barcelona que haría todo lo que estuviera en su mano para salvar al Espanyol del descenso y es evidente y palpable que lo ha hecho, gastándose nada más y nada menos que 43,5 millones de euros, contando los variables del fichaje de Raúl de Tomás.